Violencia de género
Paulo Alvarado, músico de Alux Nahual, acusado de agresiones y maltrato
Autor:
El músico es acusado por su expareja de agredirla en numerosas ocasiones, durante varios años, así como de no respetar una orden de alejamiento. Alvarado niega las acusaciones. La banda Alux Nahual lo retira de sus actividades hasta que la situación se esclarezca.

[Suscríbete a El Correo de Ocote, para no perderte una sola de nuestras historias]   

Paulo Alvarado, chelista de la agrupación Alux Nahual, fue señalado en redes sociales de agredir en varias ocasiones y durante años a su compañera sentimental.

La violonchelista Pamela Symphony (nombre artístico de Pamela Flores) publicó el jueves 12 de septiembre por la mañana en su perfil de Facebook un relato de las agresiones sufridas por Alvarado cuando el músico era su pareja.

“Abusó de mí cuando yo era alumna de la Escuela Municipal de música, en junio del 2009. Yo tenía 16 años”, indicó la joven.

En el texto, Flores relata cómo las agresiones continuaron en los años siguientes: “Por haberme manipulado diciéndome que mis padres no me amaban (y sin mencionar un hecho concreto para respaldar tal idea) para lograr que yo me fuera a vivir a su casa cerca del Conservatorio. Además de alejarme y ponerme en contra, con manipulación, de mis amigos, familia. Por haberme quebrado un brazo y mandado al hospital con una fractura tras una golpiza en Mayo del 2013, razón por la cual denuncié ante el MP” (sic).

“Al saber que yo le había denunciado por la fractura en el brazo, me amenazó con contratar los mejores abogados y afirmarme de tener los mejores contactos para literalmente “hacerme mierda””. Flores asegura haber sentido un temor constante y señala que Alvarado la llevó en su vehículo al Ministerio Público, para obligarle a retirar la denuncia que planteó en su contra.

Se consultó a Julia Barreda, vocera del Ministerio Público, si en la institución cuentan con denuncias en contra de Paulo Alvarado. Sin embargo, aseguró que no cuentan con ninguna información. Cabe señalar que en los últimos meses, desde el MP se ha señalado que no se brindaría información pública acerca de casos concretos.

El relato continúa explicando otros episodios que vivió en varias ocasiones. Flores indica que Alvarado la “echó a patadas, cada vez, después de una golpiza, cerrando la puerta con el cerrojo” y obligándola a pasar la noche en la calle. “Por haberme golpeado con una astilla de una escoba en uno de mis senos hasta sangrar. La cual un familiar logró ver y creyó que era una mordida”, asegura Flores, al no poder contarle lo que le estaba pasando. “Por haberme roto la boca y aflojarme los dientes delanteros a puñetazos en enero del 2014, dejándome por más de tres días sin poder ni hablar ni comer. Por haberme sacado el aire a patadas en 2013”.

Por vía telefónica, Agencia Ocote consultó a Alvarado acerca de los señalamientos. El músico define el comportamiento de Flores como “un acoso”. “Ya viene con años de estar haciendo esto, de hacer un clavo, después no decir nada, después volver a hacerlo. No tiene sustancia. Si tiene las pruebas, que muestre evidencia pura y dura”.

—Pero, ¿sí existe una denuncia en su contra?

—Ah, no, no es una. Son un montón. Lo que pasa es que vengo yo, me caés mal, pongo una denuncia y me la toman. Y luego te dicen que toman medidas porque Paulo Alvarado te denunció. Ha sacado varias denuncias. Que le quebré un brazo. Le pusieron el cuento —el yeso—, se fue a hacer la foto al MP, ahí tampoco tienen asesoría técnica, me llega la notificación… y como a los tres días se quitó el yeso (ríe). Entonces era cuento. Y así con los demás. Que yo le robé no sé qué cosa y era que las había dejado tiradas. La fiscal le dijo: “No se victimice”. No le creyó el teatro. El origen de este acoso es psicológico.

Alvarado aseguró que ninguna denuncia prosperó.

Flores también indica en su publicación que Alvarado violó medidas de protección que un juez había dictado a favor de ella; que el músico la amenazó en alguna ocasión y que llevó a cabo violencia económica en su contra.

Alvarado desmiente esto. Asegura que los episodios nunca sucedieron. En cuanto a las medidas de protección, el músico indica que él se encontraba en un lugar sin saber que ella también estaba ahí, que la saludó y ella se fue, y que la notificación, días después, en la que le acusaron de haber violado las medidas, le tomó por sorpresa.

El viernes, Agencia Ocote consultó a Juan Pablo Mijangos, mánager de la banda, si la agrupación tenía algún pronunciamiento sobre los señalamientos. Mijangos contestó: “Alux Nahual condena todo tipo de agresión hacia cualquier persona y siempre nos hemos caracterizado por promover un ambiente pacífico y de respeto mutuo. Sin embargo, pensamos que es un tema personal que debe ser abordado entre las partes involucradas”.

Pero, al día siguiente de la publicación de la denuncia, el sábado 14, en la cuenta oficial de Alux Nahual en las redes sociales se emitió un comunicado: “A la opinión pública, Alux Nahual expone: En vista de la existencia de una publicación en redes sociales en la que se acusa a Paulo Alvarado, hemos decidido como grupo retirarlo de las actividades de la banda desde este momento hasta que esta situación se esclarezca. Solicitamos a las autoridades correspondientes que realicen una investigación a fondo sobre estos hechos a la mayor brevedad posible y que salga a luz la verdad”.

Agencia Ocote intentó contactar a Flores a través de su página de Facebook, sin embargo no contestó el mensaje que se le envió.

Acusaciones pasadas

Para las Elecciones Generales del 16 de junio, el Movimiento Semilla integró a Alvarado en su listado de candidatos a la corporación municipal de Ciudad de Guatemala. El músico se inscribió como candidato a concejal, en la lista que encabezaba Álvaro Véliz.

Pocos días después de conocerse esta postulación, una persona preguntó en redes sociales al partido cómo era posible que Alvarado estuviera en el Movimiento Semilla, al estar acusado de agresiones.

Uno de los miembros de partido —que pidió omitir su nombre, ya que aseguró sufrir consecuencias laborales por ser parte de Semilla— indicó que cuando vieron esta publicación, solicitaron la información para conocer los hechos.

“En febrero de 2015, Paulo denuncia a esta mujer, Pamela, por calumnias en un juzgado de paz, argumentando que habían tenido una relación de pareja, y que ella lo había estado difamando en el círculo artístico. La denuncia la archivaron por incomparecencia de las partes”, explican desde el partido. “En noviembre de 2015, ella solicita medidas de seguridad, argumentando ser víctima de violencia intrafamiliar. El juez dicta una orden de alejamiento”.

En la organización indicaron que entonces hablaron con Alvarado, quien confirmó estas denuncias y argumentó que “terminaron su relación en malos términos”. El músico se ofreció entonces a realizar una conferencia de prensa y emitir un comunicado. En Semilla prefirieron esperar y monitorear la situación en redes. Sin embargo, unos días después, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) tomó la decisión de no inscribir a Alvarado, por haber sido contratista del Estado. “Alquiló audio para un evento público y le tuvo que facturar al Estado, así que ya no fue inscrito como candidato. Quedó desvinculado a nosotros y continuamos con la campaña sin él”, concluyen en el partido. Desde Semilla confirmaron que Alvarado no forma parte del partido y que no es ni afiliado ni financista del mismo.

[¿Extrañas recibir correspondencia? ¡Suscríbete a El Correo de Ocote! para hallar nuevas formas para ver y reflexionar sobre la realidad.]

TE PUEDE INTERESAR

Subir
La realidad
de maneras diversas,
directo a tu buzón.

La realidad
de maneras diversas,
directo a tu buzón.